diciembre 03, 2010

Recuento de los daños


Ah, fueron unas vacaciones fabulosas. Hacía mucho que no disfrutaba de esta manera. Antier regresé a México y ayer comí con uno de mis mejores amigos, quien me dijo
que desde hace mucho tiempo que no me veía tan bien, tan relajada y alegre. Mi mamá dice que con los kilos que subí me veo mejor.

Yo también me miro al espejo y no me siento tan mal. Pero están las malditas partes que no me gustan.

Qué subjetiva es la propia apreciación, cuando estaba más flaca me sentía gordísima, ahora que tengo más peso no me siento tan mal (o no me encuentro tan dispuesta a permitírmelo). Ya no soy objetiva realmente, ya no puedo controlar las calorías, no sé si cuento de más o de menos ¡¡Estoy harta de tenerle miedo a un pan con mermelada!!


Tan lejos, tan sola, tan amante... He vuelto a sentirme yo misma. He vuelto a escribir por placer, a disfrutar el arte, a sentir la alegría de comer lo que se me antoje sin vómitos ni remordimientos.

Además, pienso en que la vida sigue, que no puedo pasarme todo el tiempo pensando en lo que como o no, o en el ejercicio que hago o no. Hay cosas más importantes ¿Cómo qué? Primeramente, debo concentrarme en encontrar un trabajo, en recuperar la confianza de las personas que me brindaron todo su apoyo creyendo en mí y que yo por mi maldito aislamiento aparté. Debo brindarme todo el cariño que me quité, no me gusta mi cuerpo, pero ni modo, es lo que tengo y el que me permite conocer y sentir... lo que me permite comunicarme, dar amor y sentirlo devuelta.

Digo, si tuve la voluntad para dejar de comer puedo tenerla para cualquier otra cosa, por qué no usarlo en algo más productivo o profundo. Los trastornos alimentarios son un laberinto sin salida, son en vano, nunca estaré satisfecha... ni siquiera en la búsqueda soy feliz.

A veces pienso que no creceré mientras siga con esto. ¿Pero cómo erradicarlo por completo? ¿Cómo evitar mirarme en el espejo y no criticarme? ¿Cómo comer sin subir de peso? ¿Cómo sentirme feliz más allá de mi apariencia (y esto casi no lo creo)? El gran reto... el gran reto...


PS: Lamento el cambio constante de diseño en mi blog, pero no halló alguno que me guste por completo :S

1 comentario:

Gaby dijo...

que bien que hayas podido en buena parte recuperado tu felicidad,e espero que mejores que puedas dejar de ver el espejo y escuchar sus criticas

besos cuidate